Cuántas veces hemos tenido la certeza de que nuestras parejas nos engañan y hemos estado equivocados, o bien, cuántas veces hemos estado perdidamente enamorados de alguien y nos sale con la traición más grande del mundo.
En el terreno del amor las cosas suelen ser bastante inciertas. Hay muchos indicios que te pueden dar una idea de si tu pareja es infiel, aquí tienes algunos:

Llega más tarde de lo habitual, se aleja para hablar por teléfono o ya no te permite que husmees en su celular; llega con regalos que antes NO te hacía y se te queda viendo como pidiéndote perdón, notas que se encuentra muy serio (a) contigo además de que ha perdido el apetito sexual; se arregla más o está motivado (a) para hacer ejercicio, seguir una dieta o bien, para probar nuevos estilos de ropa; pone pretextos para no salir contigo, o para que no salgan a un lugar público. Estos son sólo algunos síntomas que he recolectado de personas a las cuales les han sido infieles, pero muchas otras confiesan no haberse dado cuenta de lo que ocurría hasta que descubrieron a su pareja in fraganti, o como dice mi abuelita: “con las manos en la masa”.
Después de haber leído esto, tal vez te sientes “muy convencida (o)” de que el engaño es cierto. Sin embargo, antes de hacer cualquier reproche o algún escándalo hay que hacer una breve introspección par ver que hay detrás de todo esto.
Para empezar pregúntate si tus sospechas están bien fundamentadas. Los síntomas que enlisté párrafos arriba pueden ser debido a otra cosa, si eres una persona INSEGURA te va a parecer que tú y tu pareja están viviendo todos y cada uno de ellos pero, ¿en verdad es así? Muchas veces los celos vienen de la inseguridad y la poca confianza que tenemos en nosotros mismos. Medita esto y reflexiona antes de hacer cualquier cosa, no vaya a ser que hagas un escándalo por algo que nunca existió y pierdas la posibilidad de tener a alguien maravilloso a tu lado.
Si eres de los desafortunados que tuvieron la desgracia de comprobar la infidelidad con sus propios ojos, entonces el consejo se aplica a la inversa: muchas veces uno tiene la tentación de perdonar al infiel o bien de hacer como si no pasara nada, y ¿para que? Para que después uno vaya llorando por los rincones y comiendo litros de helado de chocolate cuando la verdadera responsabilidad es nuestra. Hay que aclarar que esto no le quita culpa a quien ha sido infiel, pero no hay que olvidar que si no nos respetamos a nosotros mismos difícilmente alguien más lo hará. Hacernos de la vista gorda o aceptar de nuevo a la otra persona nos habla de una autoestima muy baja; además que si la situación se repite no tendremos excusas para hacernos las víctimas.
Dependiendo de las circunstancias uno puede poner en una balanza lo bueno y lo malo de la relación para ver si de verdad vale la pena hacer el esfuerzo de tratar de recuperar lo que se tenía anteriormente. Hay muchas maneras de sacar algo adelante si en verdad crees que eso es lo correcto para ti, una de ellas es ir a terapia de pareja, aunque no hay que olvidar que el comienzo es amarse y respetarse a uno mismo. Hay que ver las cosas objetivamente y tomar la responsabilidad que a cada quién le corresponde; una relación es de dos y de dos es la responsabilidad del su triunfo o su fracaso.
Cada quien sabe qué hacer con su vida, nadie es quién para juzgar y estoy segura que sabrán tomar la decisión correcta, sin embargo es importante preguntarnos si podemos estar con alguien a quien no le tenemos confianza… Recuerda que la mejor manera de saber algo es preguntándolo si crees amar a esa persona, pero al verla a los ojos no sabes reconocer si te dice la verdad o no, entonces deberás preguntarte si en verdad es amor o sólo es codependencia.

VN:F [1.9.6_1107]
Rating: 7.8/10 (31 votes cast)
VN:F [1.9.6_1107]
Rating: +8 (from 18 votes)
¿Mi pareja infiel?, 7.8 out of 10 based on 31 ratings
Share and Enjoy:
  • Print
  • Facebook
  • Digg
  • del.icio.us
  • Google Bookmarks
  • MySpace
  • Bitacoras.com
  • Mixx